Los milagros son regalos de Dios…

Esta es la historia de una niña muy muy hermosa, que desde pequeña nació inundada de instinto maternal. Sus juguetes eran bebés, y hasta cuando ya no se usaba, pedía como regalo de navidad más y más bebés. Desde pequeña amó cuidar los bebés, practicó con sus primitos (tuvo muchos) y le encantaba cuidarlos, jugar con ellos, cantarles, arrullarlos, y cada vez más su corazón de mamá crecía y crecía. Dios la miraba desde el cielo y sonreía. Luego llegaron sus sobrinos. Sin creer que podía amar más, los quiso como hijos desde el momento en que nacieron y se convirtió en su segunda mamá, con ninguna diferencia de la mamá real, con el mismo amor, el mismo cariño, la misma dedicación.
Desde que Dios vio sus instintos y cualidades como mamá, empezó a buscar cuidadosamente cual podría ser el papá perfecto para sus hijos. Hizo una búsqueda muy grande, pensando en alguien que la quisiera mucho, que tuviera una familia hermosa, y que sin saberlo, tuviera todas las características para ser un gran papá. Se conocieron y tuvieron que pasar grandes obstáculos para que creciera un amor muy grande y fuerte, el que se necesita para crear una familia.
Poco después, un día cualquiera, esta niña que ya era grande, sintió un dolor muy fuerte y tuvo que ir donde el médico. Después de hacerse algunos exámenes y procedimientos, el médico le dijo que para ella iba a ser díficil tener hijos, que debía estar preparada para un largo tratamiento y que debía hacerlo rápido aprovechando que todavía era jóven. A pesar de esto, ella nunca perdió la fe y Dios nunca dejó de sonreír, pues para el no hay nada imposible.
Un día, el menos esperado posible, esta hermosa mujer se sintió extraña, no sabía que le pasaba pero lo que sentía no era normal. A pesar de que sabía que era casi imposible, se hizo una prueba y descubrió que iba a ser mamá. Al principio se asustó mucho pues no estaba preparada para esto, pero después de uno o dos instantes, se dio cuenta que Dios le había mandado un regalo maravilloso. Lo mismo sucedió con el papá de este pequeño bebe, y los dos se pusieron muy felices de recibir esta gran noticia.
El médico dijo que era un milagro y toda la familia estuvo feliz al saber la noticia de este especial bebe. La niña que ahora iba a ser mamá, no se sorprendió, ella sabía desde pequeña que algún día iba a ser la mejor mamá del mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s